Roger Stern, Dan Green, Paul Smith y Drácula a tomar por la Dimensión Oscura: 50º Aniversario del Doctor Extraño

Parásitos. Alimañas. Escoria. Los vampiros llevaban años plagando al Universo Marvel, y Drácula hasta había llegado a protagonizar su propia serie realizada por Marv Wolfman y Gene Colan, The Tomb of Dracula. Siendo ambos autores veteranos de Doctor Strange, no era raro que ambos acabaran cruzándose en el número 44 de la serie del vampiro y el 14 de la del Hechicero Supremo. Pero las cosas no funcionaron como debían…

Doctor Strange VS Dracula¿Un demonio de segunda con su hechizo de todo a cien, hipnotizando al Hechicero Supremo? ¡A otro con esa!

Porque una batalla que debería haberse solucionado con unas bandas carmesí de cyttorak y esperar discretamente a la llegada del amanecer, había terminado con el buen Doctor siendo mordido por el vampiro y Stephen Strange teniendo que vivir tres días en su forma astral, cosa que normalmente no debería ni poder hacer. La historia había acabado con Extraño derrotando a la alimaña y dándola por muerta, siendo todo un engaño por parte de Drácula al verse ampliamente superado por los poderes de su oponente. No tenía sentido que el Doctor se dejara el trabajo a medias, y la negligencia en su trabajo como protector místico de la humanidad sólo podía explicarse si teníamos en cuenta que Tomb of Dracula vendía más que la propia Doctor Strange. Pero en 1983 sólo la serie de éste último sobrevivía, y Drácula había llevado una existencia errática enfrentándose a gente como Thor o los X-Men. Que se hicieran a un lado los Van Helsing, Harker, Blade, Buffy y hasta todas las generaciones de la familia Belmont, el Hechicero Supremo estaba rifando un saco de hostias y Drácula había comprado todos los boletos…

Doctor Strange VS Dracula rebirthTu resucita, que te vamos a poner el culo como la bandera de Japón…

La historia empieza con Stern recuperando un cómic de la etapa de Chris Claremont -Doctor Strange 38- durante el cual se presentaba a Sara Wolfe y moría un tal Douglas Royce en circunstancias sospechosas; el hombre acababa transformado en un montón de cenizas. Supuestamente todo había sido cosa de una pareja de demonios de medio pelo, pero Stern cuenta en el número 58 como Sara -que ahora ejercía de contable para Stephen Strange- había recibido la llamada del albacea de los bienes de Royce, que le pedía acudir a un apartamento determinado “después del anochecer”. El Doctor, que por aquel entonces se jactaba de cuidar bien de sus sirvientes -sí, sirvientes- decide acudir también a la cita, y es entonces cuando descubren que los demonios que habían asesinado a Royce tenían cierta conexión con Drácula, que amenazaba con sojuzgar a la humanidad de una vez por todas. La batalla final entre el Doctor y los vampiros había comenzado…

Nightstalkers Dracula Wong¡Si no puedes hacer que los Vengadores te defiendan mientras te cargas a todos los vampiros, que lo hagan Wong y tres aficionados!

La saga, que duraría hasta el número 62, recuperaría al reparto habitual de Tomb of Dracula y daría un desenlace a la misma, con personajes como Blade, Hannibal King o Frank Drake apoyando al Doctor en su hechizo para librar a toda la humanidad de la plaga vampírica. Hay que destacar el más que competente dibujo de Dan Green, un dibujante que pasaría a ser más conocido por su faceta de entintador y que aquí demuestra bastante más habilidad que algunos de los dibujantes a los que entintaba -y con esto me refiero a Marc Silvestri, vaya-. El trabajo de Green trata de mezclar su propio estilo con el de Rogers unos números antes, y consigue que la serie siga mirando al trabajo de Steve Ditko a través del propio Rogers, con lo que uno no puede si no lamentar que el último número de la historia estuviera dibujado por Steve Leialoha que, aunque su trabajo no sea malo, la diferencia de estilos entre ambos hace que el clímax de la historia sea un tanto discordante.

Doctor Strange VS Dracula EndY no se supo nada de los vampiros hasta que los resucitó Roy Thomas. Y luego llegaron los Hijos de la Medianoche, Victor Gischler convirtió a Drácula en un emo y… ¡Que no, que todo es mentira, que el Doctor Extraño los mató a todos! 

¿Y qué es lo que hace un Hechicero Supremo cuando ya ha acabado con todos los vampiros? Tomarselo con calma, porque entre el número 62 y el 71 ocuparán la serie un par de números de relleno -siendo uno de ellos firmado por Ann Nocenti en uno de sus primeros trabajos- y varios números autoconclusivos de Stern y Paul Smith, entre los que destaca una pequeña historia en la que se recupera a Dane Whitman, el Caballero Negro. Sin embargo, todo esto no dejaba de ser un precalentamiento para lo que Stern y Smith tenían preparado para el número 71, una historia que se llevaba cocinando desde el final de la etapa de Marshall Rogers y que vendría a ser la continuación directa de esta: La saga de la Dimensión Oscura.

Umar Doctor Strange¡Umar no miente! ¡Durante la etapa Englehart, la Tierra era así! ¡Tal cual!

Clea había abandonado al Doctor para liderar la resistencia de su pueblo contra la tiranía de Umar, la hermana del Temible Dormammu -el tipo ese de cabeza llameante que viene a ser el archienemigo del Doctor-. Pero las cosas no han salido del todo bien, y Stephen Strange se ve obligado a ayudar a su antigua alumna y amante cuando Umar toma la decisión de atacar nuestra realidad al creer que detrás del movimiento de Clea está el propio Strange. Si las dimensiones “Ditko” de Marshall Rogers eran barrocas y sobrecargadas, en el caso de Smith son limpias y más cercanas al original. Hay que tener en cuenta el pasado de Paul Smith como animador, haciéndolo mucho más sobrio en sus trazos y dándole a las batallas entre Extraño y Umar un tipo distinto de intensidad al que daba Rogers en su etapa, acercándose más al trabajo de Phillip Craig Russell sin llegar al extremo de dibujar un cuento de hadas.

Doctor Strange Dark Dimension enraged¡Mecagon San Pitopato que como no espabiléis os doy por el Ojo de Agamotto!

El final de la etapa Stern sería discreto, con un epílogo a la saga de la Dimensión Oscura con un forzado crossover con Secret Wars II y otro número autoconclusivo en el que la serie se cruza esta vez con el Fantastic Four de su amigo John Byrne. Stern dejaría la serie en manos de Peter B. Gillis, pero no abandonaría del todo al personaje, porque en 1989 saldría a la venta su última gran aportación al personaje, Triumph and Torment, una novela gráfica dibujada por Mike Mignola en la que el Doctor Extraño haría equipo con el Doctor Muerte para liberar el alma de la madre de este último. Sin embargo y a pesar de que el planteamiento de la misma esta basado completamente en conceptos místicos propios del Hechicero Supremo, el verdadero protagonista de esta historia no deja de ser Victor Von Doom. La última contribución de Stern al personaje sería en 2011, cuando Marvel recuperó una historia autoconclusiva del personaje que Stern había realizado en los 90 y que por lo visto se había quedado olvidada en un cajón. Nombres como los de Brian K Vaughan, Mark Waid o JM DeMatteis escribieron la serie del Hechicero Supremo durante los casi treinta años posteriores a la partida de Stern de la serie en 1986, pero ninguno ha llegado a alcanzar los niveles a los que llegó el personaje en esta etapa. Sin embargo y como decía antes, Peter B. Gillis se haría cargo del personaje tras su partida y, aunque casi nadie llegó a leerse su trabajo, hay que reconocerle al hombre que no lo hizo nada mal…

Triumph and Torment Doctor Strange Doom MignolaSi esto te parece cruel, ¡espera a leer lo que le hizo Mefisto a Peter Parker!

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s