Mi iglú está defectuoso: Usando la garantía en Amazon

Un día te despiertas y te das cuenta de que has hecho una gilipollez. Que has hecho una de esas compras compulsivas en amazon, y que en el salón de tu casa tienes un iglú y tu vives en Canarias. Debió de ser aquel día en el que bebiste demasiado, o aquel en el que tomaste eso que no debías, o aquel día en el que lo mezclaste todo a la vez y supongo que en aquel momento parecía una buena idea tener una casa en la que podías beberte las paredes. Todos tenemos ideas revolucionarias cuando estamos borrachos que siempre fastidia esa aguafiestas llamada sobriedad, pero el caso es que te has levantado y tienes un iglú, ¿que cojones haces ahora?

IGLUTanto comprar revistas de decoración para acabar así…

Lo primero que tenemos que hacer es calmarnos. Lo siguiente, poner plásticos en el suelo, no sea que se derrita y el vecino de abajo nos haga pagar ninguna obra por humedades. Y lo siguiente… Buscar el recibo del iglú y, a ser posible, devolverlo. Amazon (la tienda) te garantiza un periodo de devolución de 15 días (hasta te da unas pegatinas para pagarte el envío), pero si solo ejerce de intermediaria ese tiempo puede variar (normalmente a menos). En nuestro caso se la hemos comprado directamente a Amazon porque estábamos borrachos y no nos dimos cuenta que por 500 euros menos teníamos un iglú más grande vendido por una tienda llamada “Nanuk me la pone tiesa” de artículos fetichistas para esquimales.

Iglú de puta madrePues sobre el papel parecía una buena compra…

Sin embargo, nos hemos dado cuenta de que los 15 de días de devolución de Amazon han expirado, porque debimos de coger una bien gorda y las drogas modernas hacen que se te pase el tiempo volando. Miras tu iglú y te preguntas que carajo vas a hacer con esa cosa el resto de tu vida… Y entonces te das cuenta de que el hielo del iglú está parcialmente defectuoso. Que a simple vista es un hielo blanco, normal, pero que parece raro. Miras en internet y te encuentras que los esquimales tienen una burrada de formas de llamar a la nieve y el hielo, y una de las clasificaciones de hielo que dan hay una que se llama “mierdahielo”, llamado así porque no vale para hacer iglús. Tú estás convencido de que tu iglú tiene vetas de mierdahielo, así que te dispones a reclamar la garantía en Amazon… Y entonces te cagas en las muelas de Jeff Bezos, porque no hay manera de pedir la devolución fuera de esos quince días. Sólo puedes opinar sobre cómo de cómodo es tu iglú, sobre si se le pueden meter unas alcayatas lo suficientemente fuertes como para aguantar unas cadenas de sadomasoquismo (sí, otra vez la tienda de Nanuk el salido). Sin embargo y por uno de esos azares del destino, te encuentras con una página…

Zona de contacto Amazon¡Ándate con ojo que nos conocemos!

Es la zona de contacto de Amazon https://www.amazon.es/gp/help/contact-us/general-questions.html (desconozco dónde está en otros países, probad a cambiar el dominio) y en ella nos preguntan primero qué tripa se nos ha roto. Como no tenemos la opción de “soy gilipollas y me he comprado un iglú” podemos seleccionar “Pedido realizado”, y nos saldrán todos los pedidos que hayamos hecho por orden de fecha, y sólo tenemos que seleccionar el iglú de las narices (aunque no iría mal que devolvieras también el alargador de pene y la lámpara crecepelo, porque nunca han funcionado). En ese momento nos saldrá un precioso botón de “Devolver o reemplazar productos”, pero no lo pulseis porque…

It's a Trap! Admiral Ackbar trap¡Ni se te ocurra!

En realidad lo que tienes que hacer es bajar al apartado 2, “Cuéntanos más sobre tu problema” y en el menú desplegable seleccionar “Problemas con un pedido o producto” y se nos abrirá otro desplegable con “seleccionar detalles del problema” y ahí tenemos que elegir “El producto está dañado o es incorrecto”. Se nos abrirán las puertas del cielo y hasta nos saldrá un video, además de un glorioso boton que pone “Devolver o reemplazar productos”. Pues no, ¡PORQUE ES OTRA TRAMPA!  Tenemos que volver a bajar al apartado 3 y ahí seleccionar como ponerte en contacto con ellos, ya sea por teléfono o por chat. Digamos que ponemos por teléfono, y a partir de ahi pueden pasar dos cosas: 1) Que nos llame Jeff Bezos en persona y se ría de nosotros por comprarnos un iglú o 2) Que nos llame un telefonista de Amazon y nos pregunte que problema tenemos, le contamos lo que nos ha pasado y tendrá a bien dejarnos ejercer nuestro derecho de garantía, ya sea dándonos un iglú nuevo o devolviéndonos el dinero. Como hemos sido tan idiotas de beber un poco para quitarnos la ansiedad, le pedimos otro iglú.

otro iglúEste es más pequeñito y de lo malo malo igual lo puedes usar para regalo…

En cualquiera de los dos casos, Amazon nos mandará unas pegatinas para que devolvamos nuestro producto, prometiéndonos que el dinero llegará (suele ser bastante rápido) o el iglú llegará en cuanto sea posible. Si no has bebido ni tomado nada raro y has devuelto correctamente tu iglú, enhorabuena, ahora sólo tienes que preguntarte cómo carajo no se derritió el iglú en todo este tiempo y descubrir poco a poco con gran horror que alguien (seguramente tu mismo) ha convertido tu sala de estar en una nevera gigante. Pero bueno mirémoslo por el lado bueno, por lo menos nos servirá para estar fresquitos en verano…

14 thoughts on “Mi iglú está defectuoso: Usando la garantía en Amazon”

      1. ¿De dónde sacas esas mierdas? Ah, que las vas buscando…

        /me se aleja discretamente y empieza a llamar al 112…

      2. MACBOOK??? MACBOOK????? ME ACUSAS DE USAR UN PORTATIL MUGROSO Y ENCIMA UN MACBOOK???????

        ESTA NOCHE TAMPOCO CENAS!!

      3. si eres mas pijo que nadie! con tu smartwatch para cada muñeca, tus pantallas led gigantes en cada habitación, las cadenas de oro, el cochazo de diario y el de los fines de semana, la casa en la playa…

      4. Nah, sólo tengo un castillo con una mazmorra muy gorda y otra más pequeña abajo a la que tu llamas “mi casa”.

  1. Si el hipotético iglu sobrevive para temporada de calor podrías poner a Mandingo a vender raspados y recuperar el dinero invertido.

    1. Nah, conseguí devolverlo. En un par de años igual ahorro un poco y me compro directamente la antártida, para que si me entra nostalgia por el iglú tenga donde colocarlo. Además, estará bien darse una vuelta por la Tierra Salvaje ahora que Marvel la ha olvidado del todo…

      1. Cuando compre la Antártida y conquiste la Tierra salvaje. Hay posibilidad de comprar un pequeño terreno ? o Todo sera propiedad privada?
        Digo nunca está demás un lugar lejano por si se necesita.

      2. Nunca he creído en una propiedad privada que no sea la mía, pero… Me lo pensaré.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s